Extractos mínimos (XI)

Cuando partieron en aquellas enormes naves generacionales repletas de gente, lo hicieron con un sentimiento encontrado: estaba la seguridad de la supervivencia, y también la certeza de que los nietos de sus nietos se estrellarían sobre aquel planeta azul y exuberante ciento noventa y cinco mil años antes.